domingo, 20 de marzo de 2016

Ostara


Una de las fiestas celtas más bonitas, la fiesta de celebración que antecede a la llegada de la primavera, cuando los días empiezan a crecer y las noches a menguar.




En suma,  el equinoccio de la primavera.
Ésta festividad  lleva su nombre en alusión a la diosa de la fertilidad Eostree.


DIOSA DE LA FERTIDIDAD

Cuando todo empieza a renacer, los campos a reverdecer, la rueda vuelve a girar y la tierra despierta de su letargo.

Todo son actividades por hacer, como adornos típicos.


PENDIENTE CELTA CON AZABACHE Y PLATA